Ensalada de tomate y mango

Una de las ensaladas más fresquitas, sanas y fáciles de hacer es la ensalada de tomate, mango y albahaca.

Usando productos mediterráneos de primera mano: tomate rosa de Valencia, mangos tropicales, albahaca de nuestro jardín, sal de Ibiza y aceite de nuestra cálida Andalucía.

A priori esta receta es fácil de hacer. Cortas todo y lo juntas. Pero si sois gourmets como nosotros os gustará hacerlo de esta manera.

  1. Prepara el tomate. Córtalo en rodajas, corta la albahaca y alíñalo con aceite de oliva virgen

Sandía con chía

FRESQUITO FRESQUITO…
SANDIA con CHIA una buena manera de refrescarse, hidratarse, nutrirse y saciarse.

La sandía da el frescor y la hidratación y la chía molida (la de la foto la he molido en el momento, con un molinillo de café de toda la vida) sin cambiar el sabor a la sandía, nos proporciona omega 3 por un tubo, calcio, hierro, antioxidantes y fibra, y además, gracias a sus mucílagos, no solo sacia, sino que además protege el estómago…

¿Alguien da más?

Crudités para llevar

Si, como yo, eres de los que come en la oficina, esta receta te va a venir de lujo para esos momentos de hambruna.
Este plato tiene todos los nutrientes necesarios (incluido proteínas gracias a las semillas de cáñamo) y, siendo crudo, proporciona todas las vitaminas, las enzimas digestivas, calcio, minerales y toda la fibra. Si los cocináramos, todas las vitaminas se perderían.
El plus de esta recetita es que todo lo que veis es verduras de agricultura ecológica.
Aquí va la receta:

Ingredientes:

  • Brócoli crudo
  • Coliflor cruda
  • Zanahoria cruda
  • Tomate seco crudo
  • Berros
  • Semillas de cañamo
  • Mayonesa o AOVE, vinagre y sal

Preparación:
Picar todo bien en la Thermomix. Aliñar con una cucharada sopera de mayonesa casera o un pelín de AOVE, vinagre y sal… Ojo! El tomate seco ya es salado, por lo que, con una pizca de sal tendremos suficiente.

¡Que aproveche!